¿Cómo irte felizmente a la chingada?

Ante lo inevitable es mejor aflojarse, rendirse, en ocasiones hasta reírse y pasar a lo que sigue, buscar una nueva oportunidad. ¿O no? ¿Cuántas veces te han mandado a la chingada o tú has mandado a la chingada a alguien? O quizás no a otra persona pero sí un trabajo, un proyecto, un sueño, dinero.

En México utilizamos el término “a la chingada” cuando nos referimos a mandar algo “a volar”. Ahora, quizás hemos entendido mal el término porque usualmente que nos manden “alch” nos duele, pero me pregunto ¿qué volar no es algo bonito? ¿no brinda ligereza y libertad?

La realidad es que al principio duele la sensación de pérdida, pero con el tiempo uno entiende que todo toma siempre el rumbo correcto y que en la mayoría de las ocasiones terminamos en un mejor lugar, con alguien o con algo mejor. Expresándome mejor diría: con lo indicado y perfecto para nosotros en ese momento.

“Mejor o peor” son términos subjetivos que lo único que fortalecen es la separación , la dualidad y esto siempre nos llevará a vivir y experimentar los extremos: a sentir algo “chingón” o “de la chingada”, pero nunca nos llevará a sentirnos en paz. (Si no eres mexican@, seguro vas a enloquecer un poco con nuestros modismos, pero tenme paciencia, estoy seguro que al final lograremos entendernos.)

Por ahora lo que tiene que quedarnos claro es que si todo cambia, si cambiamos nosotros, nuestro universo también y es nuestra energía la que trae todo a nuestro encuentro.

Todo este tema surge de mi deseo y necesidad de compartir contigo muchas cosas chingonas y no tan chingonas que me ha tocado vivir en los últimos años, sobre todo en el 2022. Sin duda las lágrimas, los retortijones y el hueco en el estómago con el que amanecí más de 300 días del año pasado me han dejado mucho aprendizaje y además, el regalo de poder realizar un gran sueño que tenía en mi vida: atreverme a “mandar todo a la chingada” e irme a vivir cerca de la playa. 🚀 🏝

¿Qué se necesita para poder tomar la decisión de mandar “alch” lo que no te hace feliz?

Conectar con el corazón, con la intuición, trabajarla, desarrollarla y mandar la mente a la chingada, esa que genera todos los pensamientos trágicos y apocalípticos que casi nunca suceden pero sí nos alejan de nuestros sueños, de nuestra felicidad. De aquí surge la idea de este proyecto que quizás sea solo escrito y tome forma de blog o tal vez logre dedicarle más tiempo y llevarlo a formato de podcast, que me encantaría porque con la voz podemos impregnar energía y emoción a cada palabra y eso es lo que pretendo, lo que me ilusiona: poderte transmitir, hacerte sentir, pensar, reflexionar y quizás hasta ayudarte a cambiar algunos puntos de vista. Además, el año pasado compré micrófono, audífonos y la idea era usarlos. Ja, ja.

Ojalá juntos podamos comenzar a mandar feliz-mente a la chingada todo lo que nos limite, lo que no nos permita ser quienes realmente somos y vivir los deseos más profundos del corazón. Es momento de crear nuestro propio universo sin limites.

Ya te compartiré muchas técnicas que he aprendido, libros y personas que me han ayudado muy cabrón.

Siempre que haya una nueva publicación de este blog o si me animo a armar el podcast, te lo avisaré en mi cuenta de instagram @salvadornunezop

También podrás entrar siempre que quieras a este sitio salvadornunez.com y ver que cosa nueva encuentras.

Te dejo, estoy creando espacio en mi mente y mi casa para poder tener una maravillosa mudanza y un maravilloso comienzo. 😃📦📦

Salvador.

salvador nunez felizmente a la chingada

1124 Comments